Levántate y al final se levantó

Hoy se despide la segunda edición de este talent show con tintes familiares, dentro de la filosofía de Telecinco, es decir, cargado de famosos del mundo del corazón y ex-concursantes de Tu cara me suena (para intentar arrastrar al público familiar del programa de Atresmedia). Su audiencia en esta segunda temporada, no ha sido su fuerte, aunque tras un pequeño descanso han conseguido remontar el vuelo. Los motivos de ese bajón y posterior subida los explico a continuación.

La segunda temporada de Levántate, tendría pequeños cambios con respecto a la primera (que fue un éxito con una audiencia media de 19,6%). Esta vez serían famosos los concursantes y estarían capitaneados por la inverosímil pareja de Alaska y Mario, llamándose Levántate All Stars. Telecinco había conseguido, semanas atrás, una grandísima audiencia en la noche de los temidos sábados, gracias a una de las revelaciones de la temporada: Got Talent (19% de share medio en todas sus emisiones) y quería mantener al mismo perfil de público con un concurso con el mismo espíritu, pero no fue así.

Audiencia de todos los programas de Levántate All Stars Fuente: Wikipedia

La audiencia fue cayendo sábado a sábado, a pesar de liderar en su franja  (los cuadros verdes muestran los programas que fueron líderes), hasta anotar mínimo y pasar a ser segunda opción. Telecinco líder holgado del mes, dio una emisión más y decidió meter en la nevera al programa, sin fecha prevista de reestreno.

Las neveras son muy socorridas en verano, por ello Telecinco justo un mes después de haberla apartado de su programación decidió volverla a emitir. Ahora sería entre semana, y en otra época del año, verano. Este momento del año para las televisiones son ideales para estrenar series adquiridas a bajo coste y películas de refrito. Aquí, Levántate All Stars podría competir más dignamente, con rivales de menor esplendor. Todo un acierto por parte de la cadena de Fuencarral. La pasada semana anotaron máximo de share un 18,7 y dignificaron al formato grabado hace ya unos meses.

Hablar del porqué del fracaso de este formato, sería injusto, puesto que en otra época del año está demostrando, que puede funcionar. Por lo que podemos decir, que a veces, cuando se les da una segunda oportunidad a algunos programas, pueden rendir o al menos dignificar su nombre.

Probablemente sea la última vez que veamos a Jesús Vázquez presentar este programa, porque esta subida, no sea suficiente para limpiar su imagen de programa débil. Antena 3 con estos formatos blancos, se mueve muy bien, claro ejemplo es Tu cara me suena, buque insignia de la cadena, pero es difícil enmarcar a Telecinco con programas de este estilo en su última época, porque aunque sea un programa blanco y familiar el que emita, siempre acaba “telecinqueándolo” con cebos y momentos morbosos, que tendrían que  ahorrarse, si es que quieren ganarse a otro tipo de target.

¿Y tú qué opinas?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *